Filosofía en español 
Filosofía en español

Zenón de Elea

no figura

Diccionario filosófico marxista · 1946

no figura

Diccionario filosófico abreviado · 1959

Zenón (de Elea) (490-430 a. n. e.)

Uno de los representantes de la escuela eleática. Fue el primero en introducir el uso de la forma dialogada. Es conocido por sus paradojas lógicas, que plantean en forma negativa importantes cuestiones sobre la naturaleza dialéctica del movimiento. Para Zenón el ser es no contradictorio, y si lo es, se trata de un ser imaginario (aparente). Las paradojas de Zenón se reducen a demostrar que 1) lógicamente es imposible concebir la multiplicidad de las cosas, 2) admitir el movimiento conduce a una contradicción. Las más conocidas son sus paradojas contra la posibilidad del movimiento: “Aquiles y la tortuga”, “La flecha” y otras (Aporía). Lenin, reflexionando sobre los argumentos de Zenón, subrayó el acierto de la objeción de Hegel: moverse significa hallarse en este lugar y, al mismo tiempo, no hallarse en él; es la unidad de la discontinuidad y la continuidad del espacio y del tiempo, lo que hace posible el movimiento.

Diccionario filosófico · 1965:492

Zenón de Elea (aprox. 490-430 a.n.e.)

Filósofo griego de la Antigüedad de la escuela eleática; formuló las conocidas tesis (aporías) con las que trató de fundamentar la imposibilidad del movimiento. 20.

Diccionario marxista de filosofía · 1971:344

Zenón de Elea (490-430 a. n. e.)

Filósofo antiguo griego, representante de la Escuela de Elea (Eleáticos). Introdujo por primera vez en filosofía la forma de diálogo. Es famoso por sus paradojas que plantearon en forma negativa importantes cuestiones sobre la naturaleza dialéctica del movimiento. Para Zenón el ser no es contradictorio, por lo cual el ser contradictorio es imaginario (aparente). Las paradojas de Zenón se reducen a demostrar que 1) es lógicamente imposible concebir la multiplicidad de las cosas y 2) la admisión del movimiento conduce a la contradicción. Las más conocidas son sus paradojas contra la posibilidad del movimiento: “Aquiles y la tortuga”, “Flecha”, &c. (Aporía). Reflexionando sobre la argumentación de Zenón, Lenin subrayó la justedad de la objeción de Hegel contra ella: moverse significa estar en un lugar y, al mismo tiempo, no estar en él; es la unidad de la discontinuidad y la continuidad del espacio y el tiempo, lo cual precisamente hace posible el movimiento.

Diccionario de filosofía · 1984:455