Revista Europea
 
Madrid 1874-1880

‹‹   autores   1874   1875   1876   1877   1878   1879   1880Imprima esta página Avise a un amigo de esta página  ››

 
G. Boudin, Los glóbulos de la sangre, 1875

Georges Boudin

Los glóbulos de la sangre

Revista Europea, Madrid, 18 de abril de 1875, año II, tomo IV, nº 60, páginas 254-256.

Con frecuencia se repite en las clases de las escuelas de medicina y en los laboratorios, el siguiente fácil experimento: Colócase bajo la lente de un microscopio la tenue y fina membrana que une entre sí los dedos de una pata de rana. En vez de una superficie lisa y compacta, aparecen entonces los más pequeños detalles de la estructura íntima de esta membrana, llena de canalitos por los cuales circula un líquido, acarreando innumerables corpúsculos ovoideos ó brillantes. Los canalitos son vasos capilares, vasos intermedios que sirven de insensible transición entre las arterias y las venas; los pequeños corpúsculos son glóbulos de la sangre. Examinados atentamente, se advierte que todos estos corpúsculos no tienen el mismo aspecto. El mayor número es amarillo pálido, de un diámetro pequeñísimo, y camina por el mismo centro de los vasos; otros menos numerosos, más gruesos, brillantes, cuyo aspecto se asemeja al de la plata mate, avanzan con más lentitud y ruedan en cierto modo á lo largo de las paredes, á las cuales parece que se adhieren. Los primeros son glóbulos rojos de la sangre ó hematías; los segundos han recibido el nombre de Leucocytas ó glóbulos blancos.
Tales son, en breves palabras, las nociones que proporciona este rápido examen; son suficientes para dar exacta idea de la naturaleza y de la constitución física de la sangre, esa carne fluida, como la llama Bordeu. Hoy es inútil insistir sobre la importancia de este fluido, en lo que atañe á la ejecución regular de los actos cuyo conjunto constituye la vida. A fuerza de ser evidente, ha llegado á ser una verdad sencilla de la que se ha apoderado el lenguaje vulgar para convertirlo en fuente de metamorfosis usuales. Las palabras sangre y vida ó salud han llegado á ser casi sinónimas, y no por efecto de la fantasía de poetas ó de escritores, sino por ser expresión exacta de una verdad admitida sin contradicción por módicos y fisiólogos.

Facsímil del original impreso de esta parte en formato pdf
 


www.filosofia.org
Proyecto Filosofía en español
© 2008 www.filosofia.org
 
Revista Europea