José Ferrater Mora · Diccionario de filosofía
Editorial Atlante · México 1941
 
[primera edición]
página 48

Jaime Luciano Balmes (1810-1848)

Nació en Vich; situado dentro de la corriente de la escolástica, procuró, sin embargo, ampliar el marco de los problemas tratados habitualmente en la misma mediante la asimilación de gran parte de las corrientes modernas. Opuesto al empirismo inglés, al kantismo y a la filosofía del idealismo alemán, particularmente a Hegel y a Krause, Balmes se apoya sobre todo en Reid y en la escuela escocesa. Aunque influido por Descartes, la evidencia del yo en que Balmes fundamenta la gnoseología no tiene, con todo, ninguna significación idealista, no sólo por el realismo gnoseológico tradicional que defiende, sino porque todo criterio de verdad es reducido por él, en última instancia, al sentido común, es decir, como en Reid, a las percepciones evidentes del objeto, único medio de evitar tanto el problema del paso de la conciencia al mundo externo como el constructivismo idealista. Al lado de su labor filosófica, Balmes trabajó en la defensa del catolicismo como elemento civilizador de Occidente, dedicando a este tema, a base de una crítica de la Historia de la civilización en Europa de Guizot, una de sus más importantes obras.

Obras principales: El protestantismo comparado con el catolicismo en sus relaciones con la civilización europea, 4 vols., 1844; Filosofía fundamental, 4 vols., 1846; Filosofía elemental, 4 vols., 1847; El criterio, 1857; Cartas a un escéptico, 1862. – Obras completas: 33 vols., 1925-27. – González Herrero, Estudio histórico-crítico sobre las doctrinas de Balmes, 1905. José Elías de Molins, Balmes y su tiempo, 1906. Narciso Roure, Las ideas de Balmes.

Imprima esta pagina Informa de esta pagina por correo

filosofia.org
Proyecto Filosofía en español
© 2012 filosofia.org
 
Ferrater · índice
Enciclopedias