Filosofía en español 
Filosofía en español

Antonino de Florencia OP  1389-1459

Fraile dominico, moralista y arzobispo de Florencia, canonizado por Adriano VI en 1523.

«Antonino (San) Arzobispo de Florencia, Religioso de la Orden de Santo Domingo, nació en Florencia el año de 1389, hijo de Nicolás Pierozzi, Secretario público de la ciudad de Florencia, y de Tomasa su mujer; entró en la Orden de Predicadores de edad de 16 años, y ejerció todos los cargos de su Orden. Diole Cosme de Medicis en todas ocasiones, testimonios de su afición y benevolencia. Empleóle la República de Florencia en varias Embajadas, a los Papas Nicolao V, Calixto III y Pío II. Era peritísimo en la Jurisprudencia Civil y Canónica, y muy versado en la Historia Eclesiástica. Nombróle el Papa Eugenio IV, año de 1446, al Arzobispado de Florencia, que ocupó después de Bartolomé Zabarela de Padua, y murió a 2 de Mayo de 1459, a los 69 o 70 de su edad. Canonizóle el Papa Adriano VI, el año 1523. Escribió su Vida Fray Vicente Mainardo, de la Orden de Frailes Predicadores, y está inserta en Surio. El cuerpo de S. Antonino fue sepultado en la Iglesia de los Dominicos, llamada de S. Marcos. Escribió S. Antonino un Suma de Teología, Summa Theologica, dividida en cuatro partes; y una Suma Histórica, Summa Historica, dividida en tres partes; comprehendiendo la primera desde principio del Mundo, hasta el Pontificado de S. Silvestre, y el Imperio de Constantino; la segunda, lo que pasó después de este Príncipe hasta el año de 1198, en tiempo del Papa Inocencio III, y del Emperador Henrique VI; la tercera acaba en el año de 1459, que fue el de su muerte, en tiempo de Pío II, y de Federico III. Es esta Obra una Compilación sacada de muchos Historiadores con poca elección, impresa en Venecia año 1480; en Nuremberga, el de 1484; en Basilea, el de 1491; y en León, el de 1586. Imprimiose muchas veces en Alemania su Suma Theologica; y últimamente en Verona el año de 1741. Escribió además una Suma de la Confesión, de que salieron varias ediciones, un Tratado de la Excomunión, otros sobre los Discípulos que iban a Emmaus; y otro de las Virtudes, impreso en Alemania. * Trithemio y Belarmino, de Script. Eccles. Vicente Mainardo, en su Vida. Sixto Senense. Antonio Senense. Fernando de Castilla. Possevino. Merula. Auberto Mireo, &c. Du Pin, Bibliotheca de los Autores Eclesiast. del siglo XV.» (Luis Moreri, El gran diccionario histórico, París & León de Francia, 1753, tomo 1, pág. 583.)

Algunas menciones a San Antonino de Florencia en el proyecto Filosofía en español

1590 «Y el Florentino en la 2ª part. tit. 1. ca. 20 {Gab. 4 lib dist. 15.7.; 2.2. q. 61. art. 3. in respon.; Flor. 2 tit. 1 c. 2 in princ.}» (Pedro Sánchez, La vida de Aristóteles… § 3.)

1736 «El mismo Santo duda de su verdad. Y ahora nadie puede dudar de que todas aquellas revelaciones fueron supuestas. La revelación propia del Santo es la que puede angustiar, y en efecto angustia el discurso. San Antonino responde, que aquella expresión, presto, y muy presto, y brevísimamente será el tiempo del Ante-Christo, y fin del mundo, no significaba en la intención de Dios un plazo tan breve, como San Vicente entendió, sino algo más dilatado. Pero esta solución podía ser admitida en tiempo de San Antonino, no ahora. San Antonino escribió su Apología (como él mismo expresa) cuarenta años después que S. Vicente predicó próxima la ruina del mundo…» (Feijoo, Teatro crítico, tomo VII, discurso V, punto 20: Venida del Ante-Christo, y fin del Mundo.)

1794 «Si nace al mundo, el cielo la celebra con extraordinario regocijo dice San Antonino de Florencia, y toda la tierra se cubre de alegría.» (Fr. Servando de Mier, Borradores del sermón de 12 de diciembre de 1794.)

Bibliografía selecta de Antonino de Florencia

Confessionale, Colonia 1468, Monteregali 1472, Venecia 1473, Roma 1475, Venecia 1476, Valencia 1477, Venecia 1480, Florencia 1481, Camberiaci 1482, León de Francia 1485, &c.

Edición promovida por el confesor real Cisneros en 1499

Suma de confesión llamada Defecerunt de fray Antonino arzobispo de Florencia, Burgos 1499Gonzalo Jiménez de Cisneros (Torrelaguna 1436), arcipreste que había sido de Uceda y capellán mayor de la catedral de Sigüenza, tras cierto arrebato se unió a la orden de San Francisco, trocó su nombre de pila por el del santo de Asís y se retiró al monasterio franciscano de La Salceda, en la Alcarria. Pero, siete años después, en el glorioso año de 1492, aconsejada por Pedro González de Mendoza, Cardenal y Arzobispo de Toledo, la reina Isabel de Castilla sacó a Cisneros del monasterio para hacerle confesor suyo. Muerto el gran cardenal de España a comienzos de 1495, fue el confesor y consejero real quien le sucedió, y Francisco Jiménez de Cisneros fue consagrado en Tarazona, en presencia de los Reyes Católicos, como Arzobispo de Toledo y Primado de las Españas. Dos cartas de Cisneros de febrero de 1499, publicadas por el dominico Vicente Beltrán de Heredia (Cartulario de la Universidad de Salamanca, Universidad de Salamanca 1970-1972, 6 vols.), prueban el interés del arzobispo y confesor real por imprimir «unas mil Florentinas de aquellos repertorios que hizo el arzobispo de Florencia para los confesores», y que se difundiesen encuadernadas junto con sus constituciones sinodales…

Suma de confesión llamada Defecerunt de fray Antonino arzobispo de Florencia del orden de los predicadores…, Fadrique de Basilea, Burgos 1499. La portada la ocupa en su mayor parte el escudo de la Iglesia de Toledo, con la escena de la imposición de la casulla de San Ildefonso y la leyenda: indui eum vestimento salutis et sacerdotes eius induam salutari. El colofón: «Acabose la breve y provechosa suma de confesión compuesta por el reverendo padre en xpo fray Antonino, arzobispo de Florencia, en la muy noble y leal ciudad de Burgos a industria de maestre Fadrique, de Basilea. Año de nuestra salvación mil.cccc.xc.ix. a vi días del mes de julio.»
[CCPBE describe el ejemplar 61-28(1) olim 40-48 de la biblioteca catedralicia de Toledo, en el que figuran estas anotaciones: «dio este libro a la libreria de su santa yglesia de Toledo Luys Hurtado cura de la Yglesia parrochial de st. vicente desta ciudad año 1589», «aqui estan las constitutiones del arçobispo don fray francisco ximenez hechas en el año 1498.»]

«A los reverendos… el deán y cabildo de la… iglesia de Toledo. Reverendos venerables nuestros amados hermanos: Bien teníamos creído que esos maravedís que restaron del subsidio estaban secrestados por facultad apostólica o en otra manera. Así que habíamos pensado que se impriman unas mil Florentinas de aquellos repertorios que hizo el arzobispo de Florencia para los confesores, para que se encuadernen con las constituciones sinodales. También querríamos que se imprimiesen unos Te igitur que fuesen bien ordenados porque también hay necesidad de ellos. Mucho vos rogamos fagáis dar todo el dinero que fuere menester para ello porque se entienda luego en la impresión de estas obras. De Ocaña tres de febrero [1499]. Vester F. Toletanus.» (tomo V, pág. 328, nº 2088: «El arzobispo Cisneros al cabildo de Toledo proponiéndoles la impresión de la Suma de San Antonino de Florencia. Ocaña 3 de febrero de 1499.»)

«A los reverendos… el deán y cabildo de la… iglesia de Toledo. Reverendos venerables nuestros amados hermanos: Recibimos vuestra letra cerca de las Antoninas en que nos facéis saber que algunos letrados de ahí dicen que hay otras cosas que se podrían juntar con ellas. Y así es que muchos libros hay provechosos pero [de] estas Antoninas para las confesiones tienen necesidad así para los que mucho saben como para los que no saben, porque están allí todos los casos de excomunión así del derecho como de las extravagantes y de lo otro que conviene saber al confesor. Y en romance alza tanto, que si otra escritura se juntase, alzaría mucho volumen. Este Juan Sánchez las da fechas de letra muy buena, gruesa, encuadernadas con las constituciones sinodales por 11.000 maravedís. No creo que hay ninguno que abaje de allí que no se perdiese. Así que parécenos que esto se debe de facer y luego porque las constituciones sinodales a esta causa no se las hemos enviado y tiene los impresores traídos. De Ocaña 14 de febrero de 1499. Vester F. Toletan.» (tomo V, págs. 328-329, nº 2089: «Cisneros al cabildo de Toledo desechando la propuesta de añadir a la edición de la Suma de San Antonino las Constituciones de los sínodos de Alcalá (1497) y de Talavera (1498). Ocaña 14 de febrero de 1499.»)

Summa de confession llamada Defecerunt, Pedro de Castro, Medina del Campo 1550, 126 folios.

Summa sacrae theologiae, Venecia 1477-80, Nuremberg 1477-79, &c.

GBS