Antolín Monescillo Viso
 
1811-1897

Antolín Monescillo VisoCardenal de la iglesia de Roma y propagandista católico. En 1846, cuando todavía era sólo presbítero, tradujo la Historia elemental de la Filosofía de Bouvier (Ignacio Boix, Madrid 1846, 2 tomos, 330 y 360 págs.), a la que añadió un total de diez notas que suman 20 páginas. Cierta historiografía, cegada en su búsqueda de precedentes gremiales a la historia de la filosofía española, ha ido exagerando a lo largo de más de cien años esas modestas notas, que en 1979 ya se habían convertido, según un difundido manual, en la siguiente referencia: «Monescillo, A.: "Reseña histórica del pensamiento español desde el siglo V hasta nuestros días", en Historia elemental de la Filosofía, de monseñor Bouvier, 1846». En 1992 Gustavo Bueno Sánchez analizó ese curioso proceso de transformación, al que denominó «el caso Monescillo» (manipulación de la que obviamente no fue responsable el esforzado traductor y anotador). Había nacido Antolín Monescillo el 2 de septiembre de 1811 en Corral de Calatrava (la biografía publicada en 1869 en Los Diputados pintados por sus hechos asegura que nació en 1805). Estudió en el seminario de Toledo, del que luego fue profesor, ocupando en 1835 un curato en la misma provincia. A partir de 1845 inicia una gran actividad propagandista, en un principio como traductor (dirigió entre otras la traducción de la segunda edición española del Diccionario de Teología de Bergier). A partir de 1861, en que Pío IX le preconiza para el obispado de Calahorra y la Calzada, se ira convirtiendo en uno de los principales dirigentes de la iglesia católica de la segunda mitad del siglo XIX. Siendo Obispo de Jaén (1865-1877) fue elegido diputado en las Cortes constituyentes de 1869, y ese mismo año asistió en Roma al Concilio Vaticano.

En 1877 fue elevado al Arzobispado de Valencia. Dos años después el papa León XIII promulgó la encíclica Aeterni Patris y Monescillo pudo colaborar activamente desde Valencia a la difusión del tomismo, gracias en cierta medida al buen hacer del presbítero Niceto Alonso Perujo. En diez años se culminaron en Valencia importantes obras dentro de ese empeño católico por la restauración e implantación del tomismo, las tres siguientes a cargo de Perujo: una nueva edición latina anotada de la Summa Theologica de Santo Tomás (Valencia 1880-1883, 12 tomos), su complemento Lexicon philosophico-theologicum (Valencia 1883) y el Diccionario de ciencias eclesiásticas (Valencia 1883-1890, 10 tomos), que dirigió junto con Juan Pérez Angulo.

En 1884 el papa León XIII, sin duda conmovido por el activismo tomista desplegado desde la diocesis valenciana, decidió premiar al Arzobispo Monescillo creándole Cardenal. En 1892 fue elevado a la silla primada de Toledo, donde falleció el 11 de agosto de 1897.

Bibliografía cronológica de Antolín Monescillo Viso

1861-1865 Obispo de Calahorra-La Calzada

1865-1877 Obispo de Jaén (Vidart inicia en 1866 «el caso Monescillo» al convertir las breves notas añadidas a la traducción de Bouvier en «una erudita reseña histórica del pensamiento español desde el siglo V y hasta nuestros días», pág. 209.)

1877-1892 Arzobispo de Valencia (promovido el 22 de junio de 1877, hizo su entrada en la sede el 5 de octubre)

1884 El papa León XIII le crea Cardenal de la iglesia de Roma (el 10 de noviembre, con el título de «San Agustín in urbe»; el 11 de diciembre el rey Alfonso XII le impone en Madrid la birreta cardenalicia.)

1892-1897 Arzobispo de Toledo

Bibliografía sobre Antolín Monescillo Viso

Sobre Antolín Monescillo Viso en el Proyecto Filosofía en español:

Textos de Antolín Monescillo Viso en el Proyecto Filosofía en español:

R   Informa de esta pagina por correo
www.filosofia.org
Proyecto Filosofía en español
© 2000 www.filosofia.org
www.lechuza.org
averiguador